*

Martes, 13 de Noviembre de 2018

VIDEO: Por falta de un engomado, policías le robaron 500 mil pesos

Lo detuvieron por un engomado, le robaron medio millón de pesos, le regresaron 220 mil pesos y lo amenazaron de muerte si los denunciaba
Jueves, 25 de Octubre de 2018 19:16
|
Claudia Lemuz

Puebla, Pue.- Han pasado 21 días desde el atraco y aún tiene la sensación de impotencia. El empresario poblano hizo lo que casi nadie: los enfrentó, los denunció, pero un juez les otorgó la libertad y ahora los seis policías de Ciudad de México que le robaron inicialmente medio millón de pesos están libres.

Policías exigen servicio gratuito a sexoservidorasRecuperan su libertad los 23 policías de Tehuacán“No sólo me robaron, me quitan la confianza en mí mismo, lo único que dejan es miedo a seguir trabajando y a que le pase algo a tu familia”, manifestó en la entrevista con Municipios Puebla el empresario a quien por cuestiones de seguridad daremos el nombre de Arturo.

El 4 de octubre, el también abogado viajó a Ciudad de México para comprar maquinaria para sus negocios. Y, como en ocasiones anteriores le robaron, ahora opta por no hacer usos de instituciones bancarias en el centro del país, prefiere retirar el dinero desde Puebla.

Alrededor de las 14:00 horas del día referido, a bordo de una camioneta Explorer con placas de Tlaxcala, circulaba sobre el Periférico, a la altura de Vaquerías, cuando dos policías le hicieron la parada a su chófer porque el vehículo no llevaba engomado.

Sin ser agentes de Tránsito, los policías intimidaron al empresario, quien les dijo que no tenía problema en entregar la unidad, sólo pidió le permitieran tomar su chequera y una caja que llevaba con dinero.

De acuerdo con el expediente CI-FSP/B/UI-2C/D/3744/10-2018, los uniformados le advirtieron: “no solo te va a tocar corralón, te va a tocar una putiza.”

Al percatarse que llevaba medio millón de pesos, lo amedrentaron con presentarlo ante la Procuraduría General de la República (PGR), pero les respondió que no tenían motivos, porque era empresario y no narcotraficante, por tanto podía respaldar el origen del dinero.

A los dos policías llegaron a reforzarlos otros uniformados, incluida una mujer. En medio de amenazas, le retiraron a Arturo la caja con medio millón de pesos que utilizaría para comprar maquinaria.

Lo golpearon en las costillas y le advirtieron que no denunciara los hechos. Y, antes de retirarse lo despojaron de un celular IPhone.

Tras robarle su dinero, le ordenaron que regresara de inmediato a Puebla. Sin embargo, Arturo solicitó auxilio a través del 911.

Su desesperación creció cuando le indicaron que lo apoyarían y al punto llegaron los mismos policías que lo atracaron. Le advirtieron que no contara nada de lo sucedido a su superior, que estaba por llegar.

“Cuando llegó su jefe yo le dije que me habían robado 500 pesos, aunque esperaba que entendiera que no iba a estar ahí por sólo 500 pesos, intenté que me entendiera que estaba amenazado. Sin embargo, no fue así y todos se fueron”.

Más tarde, tuve auxilio del C2 y de sus cámaras. Recibí el apoyo del secretario de Seguridad Pública del Estado de México, ellos evitaron que algo me sucediera porque me protegieron con las cámaras y a partir de que tomaron mi caso no me dejaron de monitorear. La verdad yo temía que los oficiales me atacaran.

Más tarde, a través de su chofer le marcaron e indicaron que se presentara en la plaza Miramontes, porque le iban a devolver el dinero. Alrededor de las ocho de la noche, ellos le regresaron sólo 220 mil pesos y le ordenaron que “dejara de llorar como niña”.

“Yo agradezco al secretario de Seguridad Pública del Estado de México porque logró la detención de los oficiales, a algunos les encontraron dinero y a otros fichas de depósito, que presentaron como evidencias”, recordó.

Gracias al operativo que montó Asuntos Internos de la SSP detuvieron a cinco uniformados: Álvaro A., Luis Omar B., Jesús H., Ricardo P., y Fernando F. Sin embargo, el juez de último momento consideró que la detención fue ilegal y los liberó, narró con indignación el empresario que exige justicia y teme por su integridad y la de su familia.

Recuerda que le informaron que iban a ser trasladados al penal, pero al final, desconoce los motivos por los cuáles fueron liberados los presuntos responsables de robarle casi 300 mil pesos.

Arturo manifestó su cansancio y el de su sector, vulnerado a través de diferentes delitos. En la entrevista, mostró como en una ocasión anterior dos motociclistas le dieron alcance en su casa y le quitaron alrededor de 80 mil pesos de nómina de uno de sus negocios.

Mostró a Municipios Puebla las cámaras de su casa ubicada en la capital poblana, que captaron el momento en que dos hombres armados los despojaron de su dinero.

En Puebla, el año pasado un promedio de 100 mil empresarios poblanos fueron víctimas de la delincuencia, según la Encuesta Nacional de Victimización de Empresas (ENVE) elaborada por el Instituto Nacional de Estadística y Geografía (Inegi). La cifra representa un crecimiento de 7.5 por ciento con relación a la medición del año pasado.

Del total, 99.53 por ciento de las víctimas, son microempresas.

Además, mientras las pérdidas por la violencia en el sector empresarial alcanzaron el año pasado los 8 mil 558 millones de pesos, el gasto en medidas de protección alcanzó los 4 mil 696 millones de pesos.

clh/gj

Vistas: 2262