*

Viernes, 18 de Octubre de 2019

Es momento de disfrutar del pueblo mágico de Cuetzalan

Sábado, 28 de Septiembre de 2019 19:31

Cuetzalan, Pue.- Este hermoso Pueblo Mágico se ubica en la ladera de la montaña, donde puedes caminar sobre sus senderos que conducen a impresionantes cascadas, grutas que se sumergen en el inframundo y pozas de un agua increíblemente transparente.

Enamórate de Tepeyahualco, un rincón poblano mágicoDisfruta y conoce lo maravilloso que es TlatlauquitepecDe acuerdo con un dato curioso, dicen que es el pueblo donde el hombre se transforma en pájaro y vuela, el pueblo que danza con sus quetzales, sus negritos y sus enmascarados payasos, el que se aferra al cerro con raíces de piedra. Muy cerca, en el sitio arqueológico de Yohualichan, queda el legado en piedra de los ancestros.

Feria del huipil y el café en Cuetzalan

Este año se celebrará la edición número 70 de la Feria del Café y la edición número 56 de la Feria del Huipil.

La fiesta tendrá lugar del 30 de septiembre al 7 de octubre, con una buena dosis de alegría, la calidez de su gente y lo mejor de las tradiciones del lugar.

La Feria Nacional de Café se celebra desde el año de 1949 y se instituyó por la importancia de este cultivo en la economía del pueblo. Mientras que, la Feria Nacional del Huipil (prenda femenina de la vestimenta tradicional de la región) se conmemora desde 1962, y su fin es el de rescatar las costumbres y raíces,  alimentando con esto la conservación y la pureza de la mujer indígena.

Checa aquí la cartelera de actividades: Presentan la feria del huipil y el café en Cuetzalan

 

 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 

Una publicación compartida por CAPTURA_MEXICO (@captura_mexico) el

Zona arqueológica Yohualichan

No pierdas la oportunidad de visitar la zona arqueológica Yohualichan, que en náhuatl significa la casa de la noche, y disfruta de su historia. En esta visita podrás escuchar las leyendas de cuando los pobladores locales emigraron a lo que hoy se conoce como el Tajín y a Cempoala.

 

 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 

Una publicación compartida por(@_bri.vaz) el

 

Plaza central

Podrás caminar por la plaza rectangular en donde encontrarás cinco monolitos construidos sobre una serie de plataformas con distintos números de basamentos, donde se aprecia una arquitectura monumental, descubre dónde jugaban el juego de pelota los antiguos habitantes y explora los rincones más profundos de la zona.

 

 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 

Una publicación compartida por Oficial Galería México (@mexico_tour_) el

 

Cascada el Salto

Debes saber que Cuetzalan cuenta con más de 30 cascadas, un maravilloso lugar para los amantes de la naturaleza y claro, para los que no le tienen miedo a nada y gustan de hacer deporte extremo.

En la cascada el Salto, podrás practicar rappel, ésta se realiza a una altura de más de veinticinco metros; o puedes tirarte por la tirolesa, situada a más de 30 metros de altura. Atravesarás el cañón del río Cuichat que tiene 200 metros de largo.

 

 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 

Una publicación compartida por Aveiro García Clau (@aveirogarcia) el

 

Cascada de Las Golondrinas

Para llegar a este paradisiaco sitio, tendrás que caminar por veredas empinadas, pero debes saber que es una de las cascadas más espectaculares que podrás visitar.

En las paredes del cañón, podrás encontrar los nidos de aves de golondrinas que le dan su nombre a la cascada. Escucha cómo se mezcla el canto de las aves con la caída del agua y disfruta rodeado de la vegetación.

 

 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 

Una publicación compartida por Erwin Jiménez (@erwin11jgry) el

 

Poza Pata de Perro

Esta poza tiene la forma y los orificios como si un perro gigante hubiera pisado, dejando incrustada la silueta de su pata, ahí podrás nada y disfrutar del momento sin miedo a sumergirte demasiado, pues no es tan profunda.

En la misma zona encontrarás también la gruta con río subterráneo la Garganta del Diablo y el Cañón Sagrado.

 

 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 

Una publicación compartida por Erick Sainz (@kire_216) el

 

 

Estos sitios podrían ser de tu interés

Parroquia de San Francisco.

La estructura original de este edificio es de comienzos del siglo XVII, aunque se renovó constantemente entre 1790 y 1942. A principios del siglo XIX se le agregó una torre reloj de estilo ecléctico. La parroquia presenta una planta basilical, con un remate de artesonado de yeso en la nave central.

 

 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 

Una publicación compartida por | México (@perspectivas.mexico) el

 

Capilla de la Purísima Concepción o iglesia de la Conchita.

Ésta es una dependencia anexa a la Parroquia de San Francisco, la cual fue concluida en 1913.

 

 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 

Una publicación compartida por Iglesias México (@iglesiasmexico) el

 

Santuario de Guadalupe.

De estilo neogótico, este edificio decimonónico es conocido también como "iglesia de los Jarritos", ya que su torre está decorada con cientos de pequeños jarros de barro. Su arquitectura está inspirada en la basílica de Lourdes en Francia.

Palacio municipal.

De estilo neoclásico rústico, la construcción fue edificada con base en un diseño parecido al de la basílica de San Juan de Letrán en Roma. Esta obra se comenzó en 1939 y se terminó en 1941.

Museo Etnográfico Calmahuistic.

En este recinto se exhiben una serie de objetos típicos de los habitantes de la región, como sus trajes de uso cotidiano, artesanías y telares, así como piezas arqueológicas del sitio de Yohualichan, además de fotografías y documentos.

 

Otras actividades que podrás realizar en Cuetzalan

Podrás recorrer el colorido tianguis dominical, comprar los típicos bordados de la Sierra y disfrutar la espectacular danza de los voladores.

Tan solo caminar por las calles serpenteantes del pueblo y fotografiar sus rincones más pintorescos, como la Iglesia de los Jarritos, será una experiencia increíble.

Por supuesto que no te puedes olvidar de probar el aromático café y disfrutar del ambiente festivo en la Feria del Huipil y Feria del Café. (Se realizará del 2 al 7 de octubre)

Imagen de @donaldluna

ES

Vistas: 824