*

Martes, 28 de Febrero de 2017

Hasta que la migra nos separe

23 Septiembre, 2016
Érika Nieto

Miles de familias mexicanas que habitan en algún lugar de Estados Unidos han experimentado por lo menos una ocasión la separación obligada del padre o la madre después de que la autoridad migratoria descubrió que no contaba con documentos legales para trabajar y residir en territorio norteamericano y fue deportado.

Muchos de estos paisanos regresados por la patrulla fronteriza a México determinan permanecer en alguna de las ciudades localizadas en la línea entre ambos países para pagar nuevamente “pollero” y cruzar hacía la Unión Americana para no permanecer tanto tiempo alejados de su familia, aunque no todos lo logren.

El regreso a Estados Unidos por la vía ilegal siempre cuesta muchos dólares, muchos riesgos y en ocasiones hasta la vida. Sin embargo, las familias que llegan unidas a ese país o que se forman allá saben que corren ese riesgo, y que estarán juntas hasta que la migra los separe.

Cuando hay niños pequeños o adolescentes nacidos en Estados Unidos y considerados, por lo menos hasta que llegue Donald Trump, si eso ocurriera, como ciudadanos americanos, el regreso es casi obligado para apoyar al padre que se queda a cargo o a la familia con la cual se quedan en resguardo los menores.

Hay quien después de tantos años de permanecer en territorio estadounidense y de lograr una estabilidad laboral es apoyado por el patrón del lugar y protegida su estancia en el país mientras su permiso laboral es tramitado. Quienes no tienen esa suerte se ven obligados a buscar otros caminos más riesgosos, como pedir prestados algunos dólares para pagarle el cruce al “pollero” o aventurarse solo en el camino que muchos, ya hasta conocen.

Por estos riesgos y por el desgaste físico, monetario y hasta emocional de las familias algunos deportados prefieren no regresar y quedarse en México, mandar a traer a su familia semanas o meses después y ya no correr el peligro de quedarse en la línea o de ser encarcelado por reincidir.

Ya en sus comunidades de origen son cobijados y se adaptan nuevamente a la dinámica de la que huyeron años atrás y sobreviven con pequeños trabajos que les dan para comer aunque no las mismas condiciones de vida que conocieron en Estados Unidos.

Apoyos y peticiones para la candidata Demócrata

Hace unos días sorprendió el video en el que el Charro de México, Vicente Fernández pedía a través de un corrido, a la candidata a la Presidencia de los Estados Unidos por el partido Demócrata Hillary Clinton, el apoyo para los paisanos mexicanos que radican en ese país y que a su vez los mexicanos deben unirse para que gane Clinton la contienda y no aquel que hizo ofensas en contra de nuestro país.

De igual forma que algunos actores, como los de la película Avengers mostraron su rechazo a que alguien como Donald Trump llegue a gobernar, las estrellas se unen para promover el voto en contra del empresario multimillonario. Se acercan las elecciones y los apoyos a la ex Primera Dama suman cada día. Ya se verá que tanto efecto tienen en los electores.

Comentarios vía twitter: @erinife

Correo electrónico: erinife23@gmail.com

Vistas: 683