*

Viernes, 24 de Noviembre de 2017

Desastres naturales y nuestra responsabilidad social

11 Septiembre, 2017
Maiella Gómez Maldonado

Puebla vaya que ha pasado por pruebas complicadas en lo que a desastres naturales se refiere. Recientemente “Franklin”, ahora “Katia” y por si no bastara un sismo de 8.2 grados en la escala de Richter que nos sacudió de manera terrible. Los hechos, que con eficiencia ha afrontado el gobierno de Tony Gali Fayad, a través de adecuadas estrategias de prevención y control de riesgo, van mucho más allá.

¿A qué me refiero? Todos hablamos del cambio climático, de la falta de conciencia de buena parte de los habitantes de este mundo para cuidar el ecosistema y proteger lo que aún resta de naturaleza, pero estos temas, bandera de diversas organizaciones nacionales e internacionales, bien pueden aterrizarse a la vida diaria, sin embargo pareciera que no queremos percatarnos de ello.

La administración estatal actuó en los tres casos señalados, con organización, de manera coordinada, con acciones que facilitaron reducir los riesgos frente a una contingencia de tal magnitud, pero como ciudadanos, como sociedad ¿qué hacemos usted, sus amigos, quienes integran su familia, yo, para establecer nuestras propias estrategias de prevención?

No se trata de una pregunta simple. Creo más bien que la respuesta debe ser en plena conciencia y reconocimiento de lo que cada uno de nosotros aporta a diario a su ciudad, se llame Puebla, Zacatlán, Tetela de Ocampo o Izúcar de Matamoros.

¿Tiramos la basura en los sitios adecuados? ¿Procuramos no contaminar ríos? ¿Hablamos con quienes se asientan de manera irregular en barrancas o laderas? ¿Enseñamos a nuestros hijos a no tirar desechos en la calle? ¿Limpiamos o barremos el frente de nuestra casa y tiramos lo recolectado en un contenedor, o simplemente dejamos que el agua de la lluvia lo arrastre?

Estas acciones, tan sencillas, tan cotidianas, pueden hacer la diferencia cuando los fenómenos naturales tocan a la puerta de nuestra ciudad que, al final, es el hogar de todos nosotros, de nuestros hijos y seguramente lo será de nuestros nietos.

Hagamos una reflexión muy sencilla, cuando se hizo el anuncio de la llegada del huracán “Katia” que después bajó de categoría a depresión tropical, en Zacatlán una de las principales acciones de la administración municipal fue enviar brigadas a limpiar el sistema de alcantarillado, me pregunto si todos actuáramos con responsabilidad con nuestra basura, con nuestros desechos ¿acaso esas horas/hombre no podrían haberse destinado a otras actividades de apoyo a la población en general?

Recordemos que para funcionar mejor debe existir una corresponsabilidad con nuestros gobiernos, que empieza justamente cuando cumplimos con esa parte de hacer nuestra tarea.

Creo que como sociedad estos avisos de la naturaleza deben ser también un llamado a la reflexión, a la urgente necesidad de tomar conciencia de lo que cada uno de nosotros debe aportar para vivir en un mejor lugar.

El cambio climático no es un tema lejano a nuestra vida diaria, empieza desde el momento en que usamos responsablemente el agua de la llave para lavar nuestras manos, empieza cuando aprendemos y enseñamos a separar la basura, empieza cuando reciclamos, empieza con la determinación de proteger día a día nuestro hogar común.

Que tengan una linda semana. Nos leemos en breve.

Maiella Gómez Maldonado

Diputada Local Distrito 03 Zacatlán

Facebook Maiella Gómez Maldonado

Twitter @MaiellaGomez

maiellagomezmaldonado@gmail.com

Vistas: 414