*
Miércoles, 25 de Mayo de 2022

El miedo a Colosio Riojas en la lamentable oposición... y en el propio Dante

“Si dos perros corretean a una liebre y el de adelante no la alcanza, el de atrás… menos”. O sea, si Colosio no puede con Morena, el resto en la oposición... menos
Viernes, 13 de Mayo de 2022 08:25
|
Municipios Puebla

Claudia, Marcelo y Donaldo: no hay más

Colosio y las decepciones políticasSamuel y el partido de Dante: De la Madrid se acerca, Colosio toma otra rutaSolo hay tres aspirantes presidenciales fuertes. Lo dicen las encuestas de MetricsMX (publicadas en SDPNoticias) y las del Grupo Reforma —El Norte, de Monterrey; Reforma, de la Ciudad de México, y Mural, de Guadalajara—.

Dos de tales aspirantes militan en Morena, un partido muy grande, y el otro en Movimiento Ciudadano, que es un partido muy pequeño.

En el partido de izquierda nadie parece estar al nivel de Claudia Sheinbaum Pardo, jefa de gobierno de la Ciudad de México, y Marcelo Ebrard Casaubón, secretario de Relaciones Exteriores.

En MC arrasa en todos los estudios el alcalde de Monterrey, Luis Donaldo Colosio Riojas.
 

Si se aplica el método de la encuesta que ha recomendado el presidente López Obrador, la candidatura principal para las elecciones de 2024 del partido actualmente en el poder quedará en manos de Sheinbaum o de Ebrard.

El secretario de Gobernación, Adán Augusto López Hernández, todavía podría ser competitivo, pero ya va tarde para iniciar un trabajo de construcción de su propia imagen como figura de la política nacionalmente conocida.

No hay más en Morena y sus partidos aliados, el Verde y el PT. En la oposición, Colosio debería ser el candidato natural, pero...

¿Qué pasa en la oposición?

Hoy en El Financiero el periodista Salvador Camarena se pregunta “qué están esperando los de la llamada alianza opositora (PRI, PAN, PRD) para proyectar a la ciudadanía la imagen de una opción en la que, al igual que ocurre con el lopezobradorismo, sus briosos suspirantes se alistan ya en el arrancadero presidencial. Mediáticamente hoy no tienen eslogan, perfiles, ni método”.

Lo curioso es que el propio Camarena admite que en la oposición sí hay un perfil competitivo —Colosio Riojas, a quien no menciona por su nombre—, pero plantea como el mayor obstáculo para la candidatura del alcalde de Monterrey que “PAN y PRI pueden procesar adecuadamente con sus bases a un precandidato que en sondeos recientes luce como puntero, pero quien, además de ser conocido, sobre todo por el apellido, no ha mostrado prácticamente nada”.

¿Qué han mostrado las otros y las otras de PAN, PRI, y MC?

Dice el señor Camarena que Colosio, además del apellido, no ha “mostrado prácticamente nada”. Si así va a líder, supongo que al columnista de El Financiero no le costará mucho trabajo estimar cuánto crecería si un buen trabajo de mercadotecnia política de cuatro partidos opositores se encargara de demostrar que Luis Donaldo es mucho más —y por supuesto que lo es— que el recuerdo de su añorado padre.

Porque, ¿qué han mostrado las otras presuntas figuras presidenciables de oposición? Veamos.

√ Ricardo Anaya ha mostrado que es perdedor. Cuando tuvo el apoyo de toda la oposición, fue noqueado y hasta ridiculizado por AMLO. Esa cara, la de la derrota, es la que ha exhibido Riqui Riquín Canallín. Y también la de la corrupción, ya que no por nada anda casi prófugo. Ni siquiera ha tenido los huevos de enfrentar las acusaciones y. hasta ir a la cárcel, lo que lo elevaría a la categoría de héroe. Pero cuando no hay carácter, pues no hay.

√ Lilly Téllez ha mostrado que lo suyo es ser cristera y teatralizar en el Senado. Su rostro ideológico es el del peor conservadurismo, el que se opone con todo a que las mujeres ejerzan un derecho fundamental, el del aborto. Creo que una persona ultracatólica restaría y no sumaría votos a la alianza opositora, e inclusive podría no ser aceptable para partidos como el PRI, el PRD y MC que presumen de contar con principios progresistas.

√ Enrique de la Madrid ha mostrado su nulidad. Realizó un intrascendente trabajo como secretario de Turismo de Enrique Peña Nieto. También tiene apellido conocido, pero a diferencia del de Donaldo, que lo tiene en los primeros lugares en las encuestas, el de don Enrique lo hunde. Y es que no es lo mismo ser hijo de un mártir de la democracia que de un expresidente que ni pichó ni bateó ni dejó batear ni nada de nada.

√ Alejandro Alito Moreno ha mostrado que tiene patrimonio. Quiero que pensar que decentemente acumulado, pero el problema es que la actual gobernadora del estado que él administró, Layda Sansores, no está de acuerdo conmigo y piensa otra cosa: que Alito algo muy indebido hizo con el erario de Campeche.

√ Margarita Zavala ha mostrado que es la esposa de Felipe Calderón. Mala biografía. Tengo la mejor opinión de ella, pero le estorba el gobierno de su marido, sobre todo las relaciones de Calderón con su principal operador en la fallida guerra contra el narco, Genaro García Luna, ahora mismo encarcelado en Estados Unidos acusado de haber trabajado para el narco durante el gobierno calderonista. Crecerá tal vez si Margarita recurre al #DivorcioNecesario.

√ Enrique Alfaro ha mostrado que gobierna mal. Y que cuando se gobierna tan mal como él lo ha hecho, esto es, con tanta arrogancia y excesiva ineficiencia se pasa rápidamente de ser casi un prócer liberal (Krauze algo así dijo) a no representar absolutamente nada para el pueblo de México, lo que resulta clarísimo en las encuestas.

√ Samuel García ha mostrado que es mediocrón. Sí, como Alfaro: mediocrón, tirando a malo. Le quedó demasiado grande el cargo de gobernador de Nuevo León. Resulta curioso que un funcionario con un cargo política y administrativamente menor en la entidad, Luis Donaldo Colosio RIojas, lo supere con tanta facilidad en las encuestas.

√ Santiago Creel ha mostrado que nomás no puede. Y es que si no pudo cuando tuvo todo a su favor para ser candidato presidencial del PAN —en el sexenio de Fox, cuando contaba a su favor con el apoyo absoluto del presidente—, menos podrá sin padrino poderoso.

El filósofo de Güémez

El columnista Camarena debería recordar aquello del filósofo de Güémez: “Si dos perros corretean a una liebre y el de adelante no la alcanza, el de atrás… menos”.

Colosio está al nivel de quienes encabezan las encuestas en Morena. El resto de aspirantes de oposición aparecen mucho más abajo en las mediciones.

¿No debería la oposición dejarse de tonterías y trabajar ya para convencer a Donaldo de ser candidato de cuatro partidos? Si los dirigentes del PAN, del PRI, del PRD y de MC no lo hacen es porque son burros, de plano.

A Alejandro Alito Moreno (PRI), a Marko Cortés (PAN), a Jesús Zambrano (PRD) y a Dante Delgado (MC) les queda como anillo al dedo la siguiente perla de sabiduría del filósofo de Güémez:

“Andan como andan porque son como son”.

No entiendo el miedo de la oposición. ¿A qué le temen con la construcción de la candidatura de Colosio? Tristemente el más decidido a pelear la presidencia con posibilidades de ganarla es Dante Delgado, dirigente del partido MC, en el que Donaldo milita.

Seguramente Dante piensa en una derrota con Colosio solo candidato de Movimiento Ciudadano. Tal vez quedaría al nivel del PRI y del PAN, lo que que incrementaría el valor de la marca de MC —y desde luego presupuesto público de ese instituto político—.

Puede tener sentido el pensamiento de Dante, ya que si fuera en alianza con el PRI y el PAN, ni siquiera con Colosio sería segura la victoria —Morena es demasiado fuerte— y en este escenario MC seguiría como la cuarta fuerza política.

Una pena que el temor de Dante a que Donaldo sea candidato de toda la oposiciòn tenga que ver con el presupuesto de MC. Ni hablar, los políticos no están obligados a pensar como si no fueran políticos.

Columna de Federico Arreola en SDP Noticias

Foto SDP

clh

Vistas: 634