*

Viernes, 7 de Agosto de 2020

Urge una mirada migrante desde los congresos

13 Junio, 2020
Érika Nieto

En lugar de avanzar y otorgar mayores beneficios a los migrantes mexicanos que radican en países como Estados Unidos, México retrocede día con día, principalmente, cuando se trata de ceder espacios políticos y de representación popular al sector que sostiene la economía del país con el envío de miles de millones de dólares en remesas cada año.

En días pasados se realizó un foro en línea de líderes y defensores de derechos migrantes convocado por Fuerza Migrante, esta organización fundada por el empresario de origen poblano que actualmente radica en Nueva York, Jaime Lucero.

Durante la discusión se reconoció que está a punto de perderse la única posición que los migrantes tenían en el Congreso local de la Ciudad de México bajo el pretexto de que es una posición “muy cara y poco representativa”. Una diputada del partido Morena propuso una iniciativa para desaparecer la figura del diputado migrante, a pesar de los mil millones de dólares que la Ciudad de México recibió tan solo en el 2019 de remesas de sus 500 mil habitantes que radican en el extranjero.

Generó molestia además el “reconocimiento” que hizo el gobierno federal al llamar a los migrantes “héroes” por el envío de remesas, pues líderes de migrantes como Teresa Vivar representante de la organización Lazos América Unida afirmó que convenientemente se les llama “héroes” pero no se les otorga ningún beneficio.

Sin embargo, la mayor parte del país se encuentra en un lamentable retraso en esta materia a pesar de que estados como Puebla están entre los primeros 5 lugares en ciudadanos viviendo en Estados Unidos y de comunidades expulsoras de mano de obra migrante. Zacatecas es el único estado que más posiciones de representación popular tiene con dos diputados migrantes, además es uno de los estados con mas avance en materia de reconocimiento de sus derechos y los de sus familias. 

El principal problema radica en el poco valor que, en la función pública, se le da a la representación migrante desde los congresos estatales. En el fondo, los actores políticos desconocen las necesidades de esta comunidad y ven a los paisanos como los billetes verdes que llegan a las arcas mexicanas o como la oportunidad de viajar, con cargo al erario, a la Unión Americana.

Las consecuencias de lo anterior es que no hay una voz desde los congresos que conozca la necesidad y defienda los derechos y programas de los migrantes como el 3x1 y la distribución de las remesas para que lleguen a través de proyectos a las comunidades donde habitan las familias de los paisanos.

De ahí que sea urgente que los partidos políticos, las leyes electorales y el gobierno en sus diferentes niveles tengan más apertura a atender las necesidades de las comunidades migrantes sobre todo reconociendo la gran aportación que tienen para ambos países.

Por lo anterior, María García, representante de la Organización Binacional Aztlán hizo un llamado para que el resto de los estados utilicen su derecho de votar y ser votados para que las instituciones político-electorales se vean obligadas a integrar representantes migrantes en la toma de decisiones y en la distribución de recursos.

Comentarios vía twitter: @erinife

Correo electrónico: erinife23@gmail.com

Vistas: 543