*

Jueves, 22 de Octubre de 2020

Violan derechos reproductivos a mujeres migrantes detenidas

25 Septiembre, 2020
Érika Nieto

Se está destapando otra polémica sobre el trato que reciben los migrantes sin documentos que la autoridad migratoria representada por ICE en Estados Unidos, mantiene en reclusión en los diversos centros de detención que existen en territorio norteamericano, lamentablemente la Secretaría de Relaciones Exteriores ya confirmó 6 casos de mexicanas detenidas que fueron expuestas a cirugías ginecológicas sin su autorización, lo peor es que podrían ser los primeros casos de muchos que están surgiendo en Georgia.

Según información de diversos medios de comunicación norteamericanos, todo salió a la luz cuando la enfermera Dawn Wooten decidió imponer una denuncia legal en contra de un ginecólogo del Hospital del Condado de Irwin, Georgia, al que solo nombró como “el recolector de úteros” haciendo referencia a la cantidad de histerectomías que ya había ejecutado.

Resulta que desde el año 2017 el Doctor Mahendra Amin recibió por envío del Centro de Detención Migratoria de ese condado a varias mujeres para recibir atención ginecológica, el relato de algunas afectadas dice que al llegar con el médico las dormía y les decía que al despertar ya no manifestarían molestia alguna, sin embargo, en los reportes no se explicaba a detalle el procedimiento quirúrgico al que habían sido sometidas.

Las especulaciones ya iniciaron y se habla de que el procedimiento quirúrgico se llevó a cabo para evitar que las mujeres migrantes busquen embarazarse en territorio norteamericano y de esta manera obligar su salida del centro de detención y su permanencia en ese país, exigiendo, además, la ciudadanía norteamericana para el hijo.

Por lo pronto estos casos ya llegaron al Congreso norteamericano y el Congresista, Jimmy Gómez de Los Ángeles, California, pidió un profunda investigación de estas denuncias al mostrar un oficio dirigido al Departamento de Seguridad Interna en el que varios congresistas solicitan respuestas sobre la denuncia de “histerectomías masivas” en ese centro de detención, recordando que, a finales del año 1963, en el estado de Georgia un total de 3 mil 284 mujeres, de color y encarceladas, fueron sometidas a procesos de esterilización sin su consentimiento, por lo que piden que esta “vergonzosa historia” no se repita.

Del lado mexicano, la cancillería que dirige Marcelo Ebrard emitió una alerta consular y dijo que ya se tiene contacto con 6 mujeres mexicanas detenidas en ese centro y que fueron esterilizadas sin su aprobación, aunque reconoció que los números podrían aumentar.

Organizaciones pro-migrantes como “Fuerza Migrante” y “Migrantes Unidos en Caravana AC” condenaron “cualquier tipo de violencia en contra de las mujeres migrantes, originados por discriminación racial y por su origen nacional” ante la posible violación a los derechos humanos y reproductivos de estas mujeres exigiendo “No tratos crueles, inhumanos y degradantes”, y el “No a la esterilización forzada”.

El tema es de gravedad y al parecer, la cloaca, se estaría destapando apenas, sin imaginar qué alcances podría tener; aunque Donald Trump se defiende con el argumento de que fue el ex Presidente Barack Obama quien instaló los primeros centros de detención, lo cierto es que ya son muchas las denuncias de constantes violaciones de derechos humanos sin importar la edad o el género de los migrantes detenidos y sin duda es un tema que no le favorece electoralmente hablando al candidato Trump.

Comentarios vía twitter: @erinife

Correo electrónico: erinife23@gmail.com

Vistas: 917