*

Lunes, 27 de Enero de 2020

Si no decía que asesino de mi hija era su amante, no me daban el cuerpo

La madre de Adriana Miguel, joven que fue asesinada la semana pasada en Tehuacán, Esther Gregorio, acusó que la AEI le condicionó la entrega del cuerpo de su hija
Martes, 14 de Enero de 2020 13:57
|
Yomara Pacheco

Tehuacán, Pue.-La madre de Adriana Miguel, joven que fue asesinada la semana pasada en su domicilio ubicado en la colonia Tehuacán, Esther Gregorio Salazar, acusó que elementos de la Agencia Estatal de Investigación (AEI), la condicionaron para entregarle el cuerpo de su hija, además de que la Fiscalía General del Estado (FGE) no ha hecho nada por esclarecer el crimen, por lo que pide justicia.

La matan a golpes en Tehucán, sospechan de su parejaLa muerte de Eloína Esther del suicidio al feminicidioEn conferencia de prensa indicó que personal de la AEI la presionó para que declarara que el homicida de su hija era su amante, si quería que le entregaran el cadáver para su sepultura, información que era falsa dado a que el asesino era su inquilino y se los hizo saber.

Detalló que la Fiscalía no está realizando ninguna investigación sobre el crimen, pese a que existe una denuncia presentada por la occisa de que en meses pasados al presunto feminicida le pidió que desalojara el inmueble debido a que se drogaba y consumía alcohol. 

Este hecho generó que el presunto asesino que ha sido identificado como el "Churro", la amenazara de muerte, por lo que puso una denuncia.

Gregorio Salazar detalló que incluso su hija le mencionó que el tipo en el mes de diciembre se volvió a meter a su domicilio, por lo que tuvo que llamar a la policía municipal.

Puntualizó que su hija no tenía ninguna relación sentimental con nadie y su esposo se encontraba en los Estados Unidos, por lo que incluso un día antes de su muerte le mandó dinero para que realizará unos pagos.

Agregó que tenía tres hijos: uno de 20, otra de 18 y la niña de 5, está última hija de su segundo matrimonio, además de que tenía alrededor de 3 años que había regresado de Estados Unidos y tras comprar su casa alquilaba algunos cuartos.

Finalmente, dijo que ahora tiene la custodia de su nieta y la cual estará recibiendo terapia psicológica por parte del personal del DIF.
 

Foto: Yomara Pacheco

cdch/clh

Vistas: 2194